Logo La Nación Dominicana
Todo tu país, en un solo click...! | jueves, 25 de julio del 2024
Los Hermanos Rosario, los grandes mariscales del Desfile Dominicano de Nueva York 2024 Asamblea Nacional autoriza celebrar la juramentación de Luis Abinader en el Teatro Nacional Ex presidente Leonel Fernández participará como observador en elecciones de Venezuela Francisco Javier García anuncia va tras la " ñoña presidencial " por el PLD en el 2028 Policía captura en Puerto Plata a cuatro personas, tres de ellas implicadas en cuádruple homicidio RD empata sin goles con Egipto en su debut en los Juegos Olímpicos Muere leyenda de la música boricua Antonio Cabán Vale, El Topo, Autoridades haitianas investigan 10 casos con síntomas de ántrax en la localidad de Fort Royal, Petit-Goâve. Seguirá a caballo, mayoría de miembros del CP propone que Danilo siga en la presidencia del PLD Roban prendas valoradas en 10.000 dólares a María Victoria Bayo, Miss Mundo República Dominicana en Puerto Rico ¡Debut olímpico! Cristian Pinales va el sábado en París; selección Nacional de Fútbol en masculino debuta hoy Estas son las cáscaras de frutas y verduras que benefician a la salud Elon Musk denunció haber sido engañado para permitir la transición de género de su hija: “Perdí a mi hijo” María Corina Machado desestimó la campaña de miedo del chavismo para el 28J: “Las amenazas de Maduro ya no asustan a nadie” Las 14 estrellas del fútbol masculino que estarán presentes en el primer día de los Juegos Olímpicos de París 2024 En Venezuela: María Corina Machado y Edmundo González colmaron las calles de Maracaibo en la recta final de la campaña El dominicano José Soriano cede una carrera hasta el octavo; Angelinos vencen 5-1 a Marineros Dominicano Junior Firpo no estará en la cita olímpica por decisión de su club, el Leeds United inglés, José Quintana se luce en nueva York y José Ramírez lo hace en Cleveland; Guardianes, Padres y Marlins ganan Onda tropical y vaguada provocarán aguaceros con tormentas eléctricas este miércoles Presidente Abinader emitió varios decretos este martes Policía de Haití anuncia pronto se realizarán "operaciones reales" contra bandas armadas En nueva encuesta tras retirada de Biden, Kamala Harris ya supera a Donald Trump PRM propone que Ricardo de los Santos y Alfredo Pacheco sigan al frente del Senado y Cámara de Diputados Dominicana es escogida para trabajar investigación en Universidad de Harvard

Jackson Pichardo

La costumbre de lo fácil

Mucho se ha hablado y escrito sobre las particularidades del dominicano, por su forma de vida, de actuar y de pensar, dentro del contexto de tratar de descifrar los porqués de su condición actual como sociedad, tratando de buscar una traza rectilínea que conduzca a una idea de desarrollo, que pueda ser seguida por el conjunto social.

Sin embargo, nos encontramos en medio de un amasijo de consignas y clichés, que han sustituido la racionalidad como abrevadero del pensamiento común, impidiendo la acción renovadora del pensamiento crítico, tomando las grandes mayorías la actitud de irse por la tangente, a la hora de asumir los retos, de enfrentar los grandes problemas que afectan su desarrollo social.

Somos un caos organizado, sin embargo, todos actuamos de conformidad con ese orden que no llegamos a entender ni a descifrar. No importa que socialmente suframos de inflación legal, porque tenemos leyes para todo, pero generalmente no se cumplen, y la impunidad es la moneda más frecuente con que la sociedad premia al delincuente.

La delincuencia se ha convertido en la costumbre más socorrida para sobrevivir en el caos dominicano, son tantas las modalidades del delito, como las argucias para consumarlo, y de él participan gente de todas las condiciones socioeconómicas, devorándose como fieras hambrientas en la lucha por la supervivencia.

Decía Cidinha Campos, diputada brasileña, refiriéndose a sus colegas políticos, que la corrupción se había convertido en algo genético en su país, que ya venía en el DNA de las personas, asunto que también toca a los dominicanos, los cuales parece venimos programados para buscar la supervivencia haciendo el mínimo esfuerzo posible, cosa que en nada nos sirve para alcanzar el desarrollo.

Mientras nos sobrevaloremos, usando como pedestal nuestras carencias, para explicar la conveniencia del desorden social imperante, justificando de paso todas las fechorías que podamos cometer en provecho nuestro o de nuestros parciales, no habrá forma posible de encontrar la ruta del desarrollo.

Porque duele decirlo, pero todavía estamos a oscuras, en lo que tiene que ver con el desarrollo, porque para que este se manifieste debe existir orden, ley , y funcionamiento pleno de ambas, cosa de las que adolecemos, por los atajos que hemos decidido tomar en nombre del provecho propio y por encima del interés colectivo.

Muchos dominicanos han progresado materialmente, pero ese progreso se ve hoy amenazado por las faltas de condiciones sociales idóneas para su disfrute, porque en tierra donde la ley es un chiste y la impunidad ante el delito es un premio para el más vivo, el que tiene dos pesetas que perder es una víctima en potencia, de aquellos que no les importa la forma de cómo conseguir el dinero.

La costumbre es la principal fuente de la ley, y es nuestras costumbres lo que deberíamos revisar de forma crítica como pueblo, porque si logramos modificar nuestras inclinaciones por lo fácil, acostumbrándonos a la idea de que todo lo bueno se consigue a base de mucho esfuerzo y sacrificio, la sociedad tomaría un rumbo diferente al que lleva hoy.

Comentarios