Logo La Nación Dominicana
Todo tu país, en un solo click...! | lunes, 18 de febrero del 2019
Leonel Fernandez anuncia celebración de gran manifestación política en el mes de abril Navarro deja su cargo en manos del presidente Medina y formaliza precandidatura por el PLD Angelito Villalona pidió orar por su familia, envuelta en una pelea por la herencia de su padre 10 cosas que debes saber sobre el All-Star Game de la NBA esta noche Joe Harris “El Desconocido” vence a Curry en la competencia de Triples El novato de los Thunders, Hamidou Diallo hace malabares y es el nuevo rey de Mates   Un vistazo a lo que trae la moda primavera/verano Adultos mayores reciben pensiones en República Dominicana Charles Scicluna, “Es el momento de la verdad. Aunque nos humille y dé miedo” José Ureña volverá a ser el abridor en el Día Inaugural para los Marlins Francisco Liriano espera que regreso a Piratas reencienda su carrera Dominicano Gary Sánchez impresionante  con su poder en el entrenamiento Nashla Bogaert y Frank Perozo son los reyes del Desfile Nacional de Carnaval Manifestantes haitianos queman una bandera de EE.UU. y piden ayuda a Rusia y China Embajador de Venezuela en la ONU, Samuel Moncada denuncia plan de EE.UU. y la OEA para provocar una guerra en el país Lancha hallada volcada en el mar Caribe vino cargada de cocaína Ministerio Cultura inaugura curso para diplomáticos sobre la “Historia del Arte Dominicano” Director de presupuesto afirma que, según el BID, Dominicana es uno de los países que menos gasta y menos nóminas tiene Nuevo sábado de movilización de chalecos amarillos en Francia Todo listo para Juego de Estrellas de la NBA esta noche, se espera duelo entre James y Antetokounmpo Fue dado de alta el cantante Anthony Ríos tras ser intervenido del corazón Joverlein Moise, hijo mayor del presidente haitiano se encuentra en RD Cómo es el ejército de Venezuela y qué medios tiene para responder a una intervención de Estados Unidos. Policía Nacional activa búsqueda de 2 mujeres que hirieron extranjero en Sosúa y luego emprendieron la huida Agentes de la DIGESETT en Sosúa en vez de multas dieron flores a conductores por el Día de la Amistad

Nelson Encarnacion

La Junta Electoral en su laberinto

Más allá de lo estrictamente jurídico-constitucional, la resolución de la Junta Central Electoral (JCE) que intenta limitar las actividades de partidos y aspirantes, contiene un elemento que para mí–aunque parezca una aberración–es más importante y su alcance es de mayor trascendencia que el fundamento legal por el cual ha sido impugnada por los afectados.

El aspecto al que haré referencia parte del origen mismo de la Junta, de su conformación y hasta de sus pretensiones.
El pensador franco-suizo Benjamín Constant (1767-1830) sentenció, refiriéndose, en el caso concreto, al Parlamento: “Cuando la autoridad legislativa lo controla todo, no puede hacer otra cosa que mal”.

Este razonamiento del filósofo y político del Siglo de las Luces se puede aplicar a la JCE como una advertencia para los propios políticos, en razón de que su naturaleza autónoma no le puede llevar a comportarse como un ente que en verdad no se debe a nadie, y que pueda abarcar incluso la limitación de derechos.

Ocurre que en el modelo de democracia que funciona en la República Dominicana, ningún órgano estatal es más político que la JCE, en tanto y cuanto su independencia es relativa, pues es una institución que de manera esencial administra procesos políticos.

Es una realidad que la obliga a accionar en armonía con los partidos, por lo cual los dirigentes no pueden sentirse cómodos cuando una decisión que afecta directamente la cotidianidad de las organizaciones, la JCE se despacha sin socializarla.

Sin embargo, y en beneficio de la Junta, hay que reconocer que los dirigentes políticos, en especial del Partido de la Liberación Dominicana, no están atentos al discurrir de la JCE, debido a lo cual les cuelan decisiones que si no provocan un efecto dramáticamente adverso se debe al tiempo.

La actual composición de la JCE, con sus excepciones, pretende manejarse con una equidistancia de los partidos que no es posible sin crear conflictos como el surgido luego de su ya famosa resolución, un augurio de lo que podría sobrevenir si en el futuro se impusiera esa visión de que, al no deberse más que a la Constitución y las leyes, de esa misma manera debe manejarse sin siquiera un consenso mínimo.

Es oportuno aclarar, empero, que ese criterio no es generalizado en la Junta. Pero si se quiere que prevalezca el saludable consenso, los primeros que deben atender el espacio son los delegados políticos, para no sentirse con el derecho de llamar a miembros de la JCE para indagar la razón de tal o cual decisión, o más concretamente, preguntar la dirección de su voto en el pleno. Fue lo sucedido tras la resolución que pretende limitar el proselitismo anticipado.

Comentarios