Miercoles 29 de Marzo del 2017
Santo Domingo, República Dominicana
Buscar Noticias


Luis R. Decamps R.

El gobierno de Danilo, la encuesta Gallup y el pobre PRD

Si responde a la verdad el porcentaje de aprobación popular que la primera entrega de la más reciente encuesta Gallup-Hoy le atribuye al gobierno del licenciado Danilo Medina (80 por ciento), a pesar de que todavía es una gestión de anuncios y programas que no exhibe ningún logro de trascendencia desde el punto de visto de los grandes problemas nacionales, la inferencia se cae de la mata: el país se nos ha llenado de tontos (seán éstos pagados, útiles o apendejados).

Si no es falso lo que dice la más reciente encuesta Gallup-Hoy en el sentido de que la mayoría de los dominicanos (80 por ciento) tiene la creencia de que el gobierno del licenciado Danilo es "diferente" del que encabezó el doctor Leonel Fernández, a contrapelo de que se trata del mismo partido en el poder y la misma gente en los puestos públicos haciendo cosas bastante similares a las que hacían con anterioridad, la inferencia se cae de la mata: el país se nos ha llenado de embusteros (seán éstos pagados, útiles o apendejados).

Si es verdadero el reporte de las más reciente encuesta Gallup-Hoy en cuanto a que casi las tres cuartas partes de la población (70 por ciento) entiende que la economía nacional está siendo bien manejada por el gobierno del licenciado Danilo Medina, a despecho de que las condiciones materiales de vida de la gente no han experimentado en el último año ninguna mejoría sino que por contrario se han deteriorado ostensiblemente a resultas precisamente de las medidas impositivas y monetarias expoliadoras adoptadas por las autoridades, la inferencia se cae de la mata: el país se nos ha llenado de mártires suicidas (seán éstos pagados, útiles o apendejados).

Si no es apócrifo el "hallazgo" de la más reciente encuesta Gallup-Hoy en lo concerniente a que casi la totalidad de los dominicanos (90.8 por ciento) aprueba la gestión educativa del gobierno del licenciado Danilo Medina, no empece que ya hubo de prescindir de los servicios de su primera incumbente del área y persisten los problemas eternos de falta de aulas, pago miserable a los maestros, bajo nivel académico, listas curriculares anacrónicas y precios exhorbitantes de los libros de textos, la inferencia se cae de la mata: el país se nos ha llenado de idiotas (seán éstos pagados, útiles o apendejados).

Si realmente tiene veracidad el dato que ofrece la más reciente encuesta Gallup-Hoy de que la gente favorece mayoritariamente la política agropecuaria del gobierno del licenciado Danilo Medina (77.3 por ciento) , pese a que continuamos importando masivamente todo tipo de productos alimenticios de consumo diario y las legumbres y los vegetales están a precios prohibitivos en supermercados, colmados y ventorrillos fijos o móviles, la inferencia se cae de la mata: el país se nos ha llenado de alcahuetes (seán éstos pagados, útiles o apendejados).

Si no es sesgada la información que ofrece la más reciente encuesta Gallup-Hoy en la dirección de que los habitantes de esta media isla de nuestros amores y dolores piensan que la política de salud pública del gobierno del licenciado Danilo Medina va viento en popa (78.3 por ciento de asentimiento), aunque los hospitales públicos siguen siendo "almacenes de enfermos", las ARS continúan estafando de múltiples maneras a sus usuarios y los medicamentos tienen precios inalcanzables, la inferencia se cae de la mata: el país se nos ha llenado de payasos (seán éstos pagados, útiles o apendejados).

Si es cierto lo que afirma la más reciente encuesta Gallup-Hoy en lo atinente a que más de dos tercios de los dominicanos (69.8 por ciento) aprueban la política contra la pobreza del gobierno del licenciado Danilo Medina, no obstante ser evidente que los pobres son cada vez más pobres y la clase media cada día es menos numerosa porque sus integrantes se deslizan hacia abajo en la pirámide social y económica, la inferencia se cae de la mata: el país se nos ha llenado de sinverguenzas (seán éstos pagados, útiles o apendejados).

Si no es mentirosa la consideración de la más reciente encuesta Gallup-Hoy en lo concerniente a que casi la mitad de los pobladores de este terruño (47.6) concede su benepácito a la política de seguridad ciudadana del gobierno del licenciado Danilo Medina, olvidando que todos los días asesinan o asaltan a indefensos ciudadanos en cualquier lugar de la geografía nacional ante la mirada cómplice o indiferente de muchas de las autoridades competentes, la inferencia se cae de la mata: el país se nos ha llenado de zánganos (seán éstos pagados, útiles o apendejados).

Si es correcto el informe de la más reciente encuesta Gallup-Hoy que da cuenta de que cerca de la mitad de los dominicanos (46.7) acepta de buen grado la política de transporte público del gobierno del licenciado Danilo Medina, sin importar el canibalismo prevaleciente en el tránsito terrestre de nuestras principales ciudades y las largas filas que se forman en las paradas de los vehículos de transporte colectivo, la inferencia se cae de la mata: el país se nos ha llenado de zombies (seán éstos pagados, útiles o apendejados).

Si no es inexacta la reseña de la más reciente encuesta Gallup-Hoy que indica que una parte importante de los dominicanos (45.7 por ciento) está conforme con la política de combate al narcotráfico del gobierno del licenciado Danilo Medina, muy a pesar de nuestra goegrafía está llena de puntos de ventas de drogas y los últimos informes oficiales del gobierno de los Estados Unidos nos consideran un "almacen" de estupefacientes y nos ubican entre los países de mayor tráfico en toda América, la inferencia se cae de la mata: el país se nos ha llenado de estúpidos (seán éstos pagados, útiles o apendejados).

Si es verídica la noticia que ofrece la más reciente encuesta Gallup-Hoy en torno a que buena parte de la sociedad dominicana (43.5 por ciento) considera atinada la política anticorrupcción del gobierno del licenciado Danilo Medina, independientemente de que no haya nadie preso por los desmanes de la pasada administración y de que el jefe de esa área de trabajo gubernamental haya sido cuestionado no sólo por su ineficacia y su espíritu sectario sino también por irregularidades en su declaración jurada de bienes, la inferencia se cae de la mata: el país se nos ha llenado de salteadores (seán éstos pagados, útiles o apendejados).

Si no es incierto, en fin, el "descubrimiento" de la más reciente encuesta Gallup-Hoy de que media sociedad dominicana (42.5) está conforme con el costo de la vida en el gobierno del licenciado Danilo Medina, sin importar que actualmente paguemos la energía eléctrica y los cumbustibles mas caros del continenente y los colmados y supermercados se hayan convertido nuevamente en "casas del terror", la inferencia se cae de la mata: además de todo lo anterior, somos una nación de masoquistas (fuera de los adocenados por el "boroneo" estatal) o en el país no hay oposición política a ningún nivel (ciudadanos y partidos incluídos), o ambas cosas a la vez.

Que conste, empero: el autor de estas líneas se resiste a creer (no por convicción sino por esperanza) que seamos una nación devota del masoquismo o de la autoflajelación, y por ello se decanta por la posibilidad alterna: el PRD, la única falange que pudiese estar haciéndole oposición viril, razonada y de masas al presente gobierno, insiste en "cocinarse en su propia salsa quemada", caminar hacia el despeñadero de la división y (¡que Dios no lo quiera, para salud de nuestra imperfecta democracia!) propiciar su propia muerte atomizada al mejor estilo de Chacumbele... Es una pena, una verdadera pena, pero esto es lo único claro en estos momentos entre los pobres perredeístas.

Más aún: quien escribe confiesa que en general (es decir, al margen de dudas, bemoles, manipulaciones o imponderables) tiene cierta consideración por las encuestas Gallup-Hoy, no sólo porque quienes las realizan le merecen respeto sino también porque ella es la segunda encuestadora más certera que hemos tenido en los últimos cuatro procesos electorales (la Penn, Schoen and Berland ha sido la más cercana a los hechos reales). Y algo más todavía: declara que valora positivamente que la mayoría de los dominicanos tenga una buena opinión del presidente Medina (86 por ciento) y confíen en él (73 por ciento), pues cree que personalmente es un político honesto, de cabeza correctamente amueblada, bien intencionado y de fiar (lo que no se puede asegurar de muchos de sus compañeros de partido, aspirantes o no a la "silla de los alfileres").

Sin embargo, y por desventura (no puede ser de otro modo cuando la organización que sirve de soporte al gobierno es una estructura política y económica corporativa), el autor también percibe que el licenciado Medina es un rehen del Comité Político del PLD y, debido a ello mismo, tampoco puede olvidar que el gobierno de éste tiene un pecado político de origen: fue impuesto con base en el clientelismo, la compra de conciencia, el dinero malhabido y la extorsión mediática, lo que hace prefigurar que sus buenas ideas, sus apuestas reivindicadoras y sus excelentes programas pudiesen terminar siendo devorados por la centrífuga politiquera y corruptora de la corporación... Esa sería otra pena, otra verdadera pena, pero no otra cosa es lo que se pergeña, más allá de las rarísimas conclusiones del nuevo estudio de opinión de la Gallup, de este primer año de gestión.

(*) El autor es abogado y profesor universitario
lrdecampsr@hotmail.com

Otras opiniones de: Luis R. Decamps R.

El gobierno versus Leonel: El blanco real de Felucho Odebrecht y la lucha interna en el PLD y el PRMEl raro "antiimperialismo" del doctor Ray GuevaraDanilo y el PRD: ¿Un noviazgo sin amor?Sabores y picores en el PLD de hoyAntonostalgia del PEMELa reeleccion resbala y la oposicion en babiaLa reivindicacion historica del balaguerismo Google se parece a Dios, pero no lo es...El ostracismo de Leonel: ¿Culpa o ingratitud?La robótica ultranacionalista Hipocresia y cinismo en el panorama politicoLuis Abinader ante la historia El asesinato de Indhira Ghandi Lo que nos queda: El balaguerismo Abril 1965: El capitan que tomo por asalto la gloria La rebelión del leonelismo Luis Abinader en la cresta de la ola La “tozudez” de Leonel: ¿panico en el PLD?La reeleccion: ¿Un “maco” made in PLD?La agenda “patriotica” del conservadurismo El asesinato de Mahatma Gandhi en 1948El asesinato de Gaitan y el “Bogotazo” de 1948Baches y cachivaches de la reeleccion El asesinato de Olof Palme en 1986Las tribulaciones actuales del peledeismo historico Quirino al habla y Leonel en su ordalia “Pendejadas” de la vieja educacion domestica Brincos y mimicas con la reeleccion Leonel y el legado historico de BalaguerEl PLD y la crisis del pensamiento critico Hipolito Mejia ante la historiaEl asesinato de Isaac Rabin en 1995 Vainas y sables en el PLDEl asesinato del Che Guevara en 1967Leonel: El “zóon politikón” El asesinato de Anwar El-Sadat en 1981La reeleccion: Rosas y espinas en el PLDLeonel: ¿Camino a su primera derrota?Martin Luther King: humanista integral Malcolm X: De ratero a redentor social Kennedy: El hombre y el destino El PLD, LOma Miranda y Groucho MarxAdalai Stevenson: Un demócrata olvidado Matices históricos de la política en USATransfugas y "corchos" en la era del PLDEl legado gris de la "era" del PLDEl PRD, Majluta y la "Ley de Lemas"Trujillo: la lección ignorada La Constitución, el referendo y la reelección Danilo, Leonel y al reelección Caamaño y la prepotencia del embajador Era Trujillo realmente patriota o nacionalista?La "no reelección": ¿Una engañifa institucional?Graznidos del trujillismo historico El "vicio" del poder y la tentación totalitaria La socialdemocracia sigue siendo el camino Sobre "desfases" y “cambios de paradigmas"No es comunismo sino cristianismo La hipocresía como ideología Patriotismo, nacionalismo y antihaitianismo Ni Marx ni Cristo: ¿El signo de la época?Un articulo de Balaguer Recordando la “Izquierda Democrática” La política: ¿Pasión o profesión? La "política del gran garrote" de los EEUU El atentado de 1981 contra Juan Pablo IIEl decrepito circo del ultranacionalismo Elogio de la hipocresía Danilo versus Leonel: ¿Cambio de mando en el PLD?Verdades y mentiras en el PRD de hoy El conservadurismo dominicano; en la cresta de la olaEl disparate de la "fusión" con Haití Luis Abinader: Perfiles de un liderazgo en ascensoLa prensa digital: perfiles de una revolución mediática Liberalismo y conservadurismo en la historia dominicanaLa tirria del conservadurismo contra las ONGsSu majestad, el peledeismoSi a la regularización, no al ultranacionalismo Hipocresia y cinismo en el ultranacionalismo criolloLauros y perversiones de la democraciaEl dia que Hitler escapo de la muerte El "voto preferencial": Mitos y realidades El dia que ¨mataron¨ a Lenin Secreto a voces: el PRD necesita un nuevo liderazgoLa "doctrina Monroe" y la "Seguridad Nacional" de Estados UnidosLa miseria ideológica de los partidos De Leonel a Danilo: Breve historia de la cosmética política PRD: El derrotero suicida de la división Se cavan las trincheras en el PRD: ¿La “tesis Betancourt" o la táctica penagomista de “ir como quiera”?El gobierno "light", la culebra que no se muerde la cola y la impronta de Barrabás en el PRDBolívar, García Márquez y la subversión de la historia Derecha e izquierda en la política del siglo XXIDe Maquiavelo a Rousseau: realismo e idealismo en politicaCorea del Norte: Ritos de una extraña monarquía "comunista" Leonel, el PLD, la Barrick Gold y el perogrulloDanilo y Leonel: el desafio silenteLos “pendejos” de la guerra restauradoraEl PRD, el liberalismo histórico y la riña de los egos Liberalismo y socialismo: Otras viejas vainas de los "pendejos"“Pendejos” Y “Realistas” en la primera república La feria de la política: pinceladas históricas para pendejosLa vieja vaina del "bien común": anatomía del político pendejoDe Marx a Bosch: la "envidia" de los "pendejos" socialistasConfucio: Un "pendejo" de antes de CristoJesucristo: Pionero de la ideologia de los "pendejos"Los Trinitarios: Nuestros primeros "pendejos" y "envidiosos"Los gobiernos del PLD: Poder, "Progreso" e Impunidad¿Se necesita o no una ley orgánica para aprobar la reforma tributaria de Danilo? Las fotos de Fidel: El contramensaje de la imagen El Feliz Bautista, los zafarranchos en el PLD y el "regalito" de Leonel a Danilo¿ Presión tributaria? Enemas y vomitivos para todosEl “eterno retorno”: Lla otra cara de las “megapensiones” El viejo imperialismo: antinostalgia de otra "Era"El "ABC" de la democracia: notas para desmeroriadosDe politica y politicos: machacando ideasVincho, Leonel y otros "bultos" del gobierno de DaniloRecordando a McLuhan: recovecos de la globalizacionMercado y doctrina: La politica en la "posmodernidad"El neoliberalismo y la crisis del capitalismo globalTodo “made in PLD”: De la mediocracia a la desesperación Nuestro "mundo posideológico"Despues del “Mundo de Yalta”Los grupos en el PRD: ¿Vicio o Virtud?¡Ay, qué miedo!: El don me quiere botar del PRDLa socialdemocracia dominicana: verdades y mentirasEl antireelecionismo: Mitos y realidadesMe derrotó el Estado, pero siento orgullo de mi voto Hipolito Mejía: Un voto por el país ¿A quien le creo? Encuestas, realidades, opiniones populares y otras vainas raras en el escenario electoral dominicano Hipólito: El elegidoHipolito: el presidente que yo conocíLas elecciones dominicanas, segun Broussonet¿La “Era” de Leonel? De encuesta Gallup a “crisis” de JCE: ¿Vericuetos de la agenda de campaña del PLD?Danilo y Margarita: ¿Es cierto que “esta linda la mar”?Fernández Domínguez: De Puerto rico a la gloria Consumatum Est: Con Margarita, Leonel le gana el primer “round” a Danilo y al Comite PoliticoLas dos encuesta de “Asisa”, las bellaquería y el “riflazo” de DaniloLeonel, doña Margarita y otras piedras en el camino de DaniloLa encuesta de "Asisa", la "cuerda" de Danilo y la candidatura de Doña MargaritaEl PLD y la “recuperación” económica del paisDanilo: ¿Bajo el contrasigno de la historia? La nómina pública, los timbales palaciegos y el festin de los “Wikileaks”La Amet, el “Progreso”y otros “bultos” gubernamentales“¡Memoria contra el olvido!”: El FMI, Leonel y el dominicano común “Se Pasa la tenaza…”: Hipólito, Perogrullo y DaniloEl “chulla” latinoamericanaDanilo y el PLD: maullidos del GatopardoEl “paquetazo”, el gobierno y el pobre Danilo El conde Abraños: de política y politiquerosEl PLD frente e Hipólito: el “cuentazo” del “retroceso” Hipólito y el PLD: Mentiras viejas, Verdades nuevasLeonel; Razones y sinrazones de una “¨declinatoria” Política, realidad y artificioLos trotes postreros de la convención del PRD...Mis apuestas en la convención del PRDEl dilema de Leonel, según BroussonetHipólito, Miguel y e PRD en el análisis de BroussonetLa “descelebración” de la navidad y ptras curiosidades Jesús de Nazaret: El gestor de una nueva civilización Leonel, la reeleción y el referendoLo que viene en el PRD: Un “choque de trenes” De Trucutú al nuevo doctor Merengue: la retórica de la política "light"La tesis reeleccionista del candidato títereEl PLD, los valores y la iniciativa de la Primera DamaIdentidad, “reingeniería” y candidatura presidencial en el PRD¿Es realmente posible una nueva reforma constituciona?El Metro en los hechos: ¿Gran obra o estafa? El Comité Político del PLD: Un anacronismo¿Reelección de Leonel? Una discusión para tontos Aspavientos y zafarranchos en el PRDLa “ceremonia de la bata blanca” ¿Par qué sirve el DNPC (antiguo DEPRECO)? Luis Abinader: impresiones fugaces sobre su discurso políticoLos desplantes del PRD al liberalismo históricoHipólito Mejía: ¿como el ave fénix? “Corran, muchachos, corran…” Milagros Ortíz Bosch en las “pinceladas” de Broussonet Una luz en el caminoEl gobierno como la arepa y la ” Nueva Republica de la Barrick Gold““Tiren coño, cobardes, tiren…”Marx y Bolívar: Notas sobre una controversia histórica “SE PASA LA TENAZA…”La candidatura del desprecio “SE PASA LA TENAZA…” La canidatura de Milagros Ortiz Bosch“SE PASA LA TENAZA…”“SE PASA LA TENAZA…”¿ingenuidad y desaprensión ?“SE PASA LA TENAZA…”: Se pusieron guapitos...“SE PASA LA TENAZA…”: La queja de algunos hipolitistas“SE PASA LA TENAZA…”: ¿Hipolito entierra el hacha? “SE PASA LA TENAZA…”Requiem por la “Constitución de Leonel”Viejas perogrulladas de la táctica política La “agenda Fernández”La portentosa voz de mando del general LuperónMiguel Vargas en la cresta de la olaLa feria de la corrupciónLa verdad como “roba la gallina”: Percepción y realidad en los gobiernos del PLD
El tiempo
Prevision del Tiempo en Santo Domingo
Encuesta
Quien sera el candidato del PRM en el 2020?
Hipolito Mejia
Luis Abinader
David Collado
No se

Ver los resultados