Jueves 30 de Marzo del 2017
Santo Domingo, República Dominicana
Buscar Noticias


Carlos Martínez Márquez

Congelado en el pasado

Fue todo un verdadero acontecimiento y regocijo, la llegada al país de la televisión de pantalla a color en la década de los años 60:”La general Electric” que trajo mi madre desde los estados unidos…era de pantalla blanco y negro, en cuya época solíamos ver las series más interesantes de entonces: la novicia voladora, protagonizada por (Sally Field), los comics de mejor ratings como las de Batman, El avispón verde con (Bruce Lee), el Santo, Wytte Eyre, Bonanza, Isla de Guilligan etc.

Recuerdo además los cartones animados más seguidos por los niños: Mr.Magoo, pixie y dixie, el lagarto guancho, pájaro loco, Mickey Mouse, mundo del pequeño Adam…en fin series de televisión de la época.

Recuerdo con mucho agrado el programa meridiano “La Hora del Moro” el cual era un toque de queda en todos los hogares dominicanos, dicho programa se transmitía por Radio televisión Dominicana, canal local, al igual que Rahintel (únicos canales de televisión del entonces).

Ya en el umbral de la década de los 60 surge el acontecimiento esperado por la sociedad norteamericana…la expedición del periplo a la luna del llamado “Apolo 11” (Niel Armstrong), cuya travesía fue parcialmente transmitida por la televisión, a través de imágenes de satélites que nos llegaban de manera esporádicas. Asociaba a ese gran acontecimiento la música afroantillana de unos de mis favoritos, como lo fueron (Richie Ray y Bobby Cruz) con sus grandes descargas de “Sonido bestial “cuyas trompetas en contratiempos se escuchaban como fajinas al unísono.

De niño me encantaba degustar los variados sabores de piragua, los famosos jalaos o las pulpas de tamarindo, se vendían por todos los barrios de la ciudad. Mi infancia fue sana e inmaculada, llena de afectos y grandes recuerdos. Quizás una de mi gran frustración fue la de no haber consumado el deseo de poder disfrazarme de diablo cojuelo, (solo llegue a tomarme la medida para el disfraz).

“Mi casa era una especie de mezquita para todos”, éramos receptáculos solidarios lo que siempre ha sido vocación generacional, era además una época de opulencia tanto en el plano espiritual como en especie.Oh! cuanto recuerdo aquel cajón cuadriculado de ondas hertzianas “General Electric”compuesto de teclas y botones…todo reliquia para la época, fue ese radio el que me brinda el honor de haberme nutrido con música de todo género, la que todavía sigo recordando con añoranza. Por eso seguiré congelado en el pasado, por todos esos años maravillosos.

Otras opiniones de: Carlos Martínez Márquez

La música por dentroSociedad libre de patógenos Aire de esperanza para un mundo mejorAire de esperanza para un mundo mejorDespués de la tempestad llega la calma o viceversaRadiografía en perspectiva y retrospectivaUna prosa a lo imposibleBesos bursátilesLos amigos vienen y van, pero la familia siempre estará ahíLa verdad y la mentira: (El dolor, como común denominador)Entrega especialEl uso del lenguaje y la palabra escritaHay amores que matan y otros que son inocuosIdilio del silencioAmaneceres de grandes oportunidadesLa patria que no merecemosMamíferos insaciablesDías oscuros y tardes de perrosLa violencia… un ‘’trending’’ de ribetes apocalípticosLa piel de los encantos y el recorrer de los añosLa libertad de elegir entre la pobreza o la miseriaNueva york, la ciudad de la bolsa de valoresMetamorfosis Memorias y referenciasPatrimonio que dan vidas y placeresAmores de efectos secundarios.Amores de efectos secundariosLa Democracia… orgullo de una minoríaTiempos de apocalipsisPaternalismo, Ignorancia y exclusión social:Remedio para el alma y la pielTraseros imantadosUn poema de todos modos…El silencio de un eruditoCalumnia, odio y maledicencia: venenos que acaban con las almasCortesanas y Chapeadoras en estos tiemposOlores proletarios siempre en bogaTodo acaba cuando terminaLa alianza entre la soledad y el silencioEl costo político de la política de un políticoPatologías del almaRespeto y disciplinaPatologías del almaEntregarse en cuerpo y alma…y luego qué?Tributo al intelecto e inteligenciaRecuerdos que reivindican los buenos tiempos (Segunda parte)Recuerdos que reivindican los buenos tiemposLa Educación: Único medio para erradicar la marginalidadHigiene, educación y disciplinaÁngeles en blanco y negroFilosofía del sentimientoIntelectuales DiacrónicosSicarios ProletariosBomba de Tiempo Involución ciudadanaReguladores del transito a la inversaLos tiempos jamás serían igualesOda al mensajero de la muerteHalitosis que nos roban el alientoLa humildad de agradecerEl alto precio del sueño americano Ángeles de la muertePaquidermos sobre asfaltoDesarrollo social de la inteligencia Sencillamente, un hombre proletarioMonumentos sintéticosEl Croma de la ignorancia Estrógenos versus testosteronasLo cuántico y lo físico Oda al desconsueloCamino al patíbulo:Priorato del delito Daltónicos en un día de veranoVersatilidad de la filosofía existencialEscudo de acero Estoicismo de un giganteTrastorno de la obedienciaLa humildad de un gobernanteCrimen y violenciaSarcasmo e ironía al desnudoLa inmortalidad Ensayo filosóficoEncuentro cercano de tercer tipoArtesanía y desarrolloIn Vitro El artificio de escribirVoyeurista en el tejado Odio y dolorMás mediático que de inmediato Sicarios existencialesUn genio en la botellaEl semental y lo eruditoVientos del trópicoPensamiento de tercer mundo: El disfraz antidemocrático del conflicto paraguayoSinergismoUna tormenta en el desierto La hipocresia y su lado oscuro Crimen y delitoConspiración y tramaEducación y tecnologíaSimulación, engaño y mentiraLa herencia de la Cosa NostraEl bien y el malLas amistades vs costo socialObjeción de concienciaAnalogía entre dos estrellasEl costo social del conocimientoDiacronía en América Latina La economía Del conocimiento Economía en estado cuántico Periplos y desarrollo El príncipe de todos los tiemposMedios iracundosMarginalidad en pleno desarrolloResistencia“La postmodernidad”-Anuncio clasificado: El reino del espacioFilosofía de vidaLa guerra de la tercera olaLátex como el corazón del cauchoCultura para adoquinar el intelecto Percepciones“El oro negro que mueve al mundo”Misiva a nuestra querida AméricaEnsayo: Anatomía del cerebroImperio de las multinacionales
El tiempo
Prevision del Tiempo en Santo Domingo
Encuesta
Quien sera el candidato del PRM en el 2020?
Hipolito Mejia
Luis Abinader
David Collado
No se

Ver los resultados