Domingo 26 de Marzo del 2017
Santo Domingo, República Dominicana
Buscar Noticias


Felipe Lora

Dominicanos: Quejas e inactividad

Soy fiel visitador, en la Internet, de los foros que tratan el quehacer dominicano.

Dedico una gran cantidad de tiempo leyendo los comentarios y las inquietudes de los dominicanos, pues estos reflejan, indirectamente, la posición de la clase media (El que tiene computador y esta conectado a la Internet pertenece, definitivamente, a la clase media dominicana o a lo que queda de ella.) En esos foros las quejas llueven por doquier.

También estoy al tanto de los comentarios que se hacen en las esquinas de los barrios, especialmente en las esquinas de Bella Vista, en Santiago, donde me hice hombre. Tres de cada cuatro comentarios son quejas.

Las quejas, las maldiciones, las palabrotas, e inclusive el léxico usado en ambos lugares no tiene diferencia alguna. Somos dominicanos y sabemos quejarnos.

En los medios de comunicación es lo mismo. Casi todas las opiniones y las noticias del día son una especie de queja, auque con diferente lenguaje.

Nos hemos convertido en una nación de quejosos.

Todos, desde el más pobre hasta el más rico, desde el más educado hasta el analfabeto, desde el comprador hasta el vendedor. Todos sabemos quejarnos y lo hacemos a boca llena.

Quejarse es un derecho protegido por nuestra constitución. Si usted es dominicano, usted tiene derecho a quejarse.

Nos quejamos del frió y del calor, del de arriba y del de abajo, de lo caro y de lo barato, de la abundancia y de la escasez, de los precios de los alimentos y de los apagones, de los hoyos en las calles y del volumen de la música.

Nos quejamos de los políticos y de los partidos, de la junta electoral y de las elecciones. Además, en República Dominicana, nos quejamos de nuestra suerte y de nuestro trabajo, de la esposa y de los hijos.

Nos quejamos hasta de las quejas.

Sin lugar a dudas, estamos entre los mejores en el arte de las quejas, y eso, amigo dominicano, está protegido por nuestra constitución.

Quejarnos es nuestro derecho.

El Problema

El problema es que nos hemos concentrado en las quejas y hemos descuidado las acciones.
Me pregunto ¿es que nos quejamos con la esperanza de que otros nos resuelvan el problema?

Las quejas son efectivas y tienen su valor sólo si son seguidas, ante la negligencia del infractor, por la acción.

Hemos abusado tanto de las quejas, sin apoyarlas con las correspondientes acciones, que hemos logrado que los responsables de los problemas que nos afectan, ya no nos oigan.

¿Cuándo pasaremos de las quejas a la acción?
Si estábamos esperando la ocasión perfecta para actuar ya la tenemos. Solo mire a su alrededor y se dará cuenta de que la hora de acción ha llegado.

Felipe Lora

felipe@lora.org

30 de Diciembre de 2008

Reciclando

Otras opiniones de: Felipe Lora

¿Desobediencia civil? O ¿Enfrentamientos escalonados?De corruptos, marcha y firmas¡Por fin llegó el 2017!Informe Pisa y la demagogia gubernamentalDemandemos, en forma enérgica, una explicación de la JCEMi nietecita no existeMi fallo es… un acto de no ha lugarConvergencia por un Mejor País No, Revolucionaria síAumentaron el PanConversando con la IzquierdaReclamando lo que nunca se ha hechoCuba vs Estados UnidosTambién condeno el ataque a Charlie HedboEn Honor a los PalmerosCon votos o con botas¡Mi Madre era Comunista!Éxito Empresarial: “Triplicamos las ganancias y aumentamos la competitividad” La Paradoja del trabajo y el empleoOtra consigna más: No al Artículo 85 del Código Procesal PenalDe Convergencias y Comunismo 2 de 2De Convergencias y ComunismoSe fueDesde el Paquetazo a la Reforma LaboralCarta pública a los sindicatos...Exilados económicos y la sentencia del TC¿Sentencia del Tribunal?De tus frutos vivirásArroz con huevo o RevoluciónLa corrupción, ¿otra vez?16 de Agosto: En Busca de la RestauraciónEl Descaro HaitianoEn Defensa de la Fiscal Berenice ReynosoReconciliación: Medina, PN y FelabelLos Judas de la IzquierdaEducación ¿Inaceptable sistema educativo o sistema político? Democracia a la dominicanaHonrando a la Mujer RevolucionariaLos números en el discurso de Danilo: ¿Hazaña increíble o burla de mal gusto? El año pasado no celebré el 27 de febrero como la hacía antes¡Fuera todos los que han gobernado!La Izquierda: ¿Culpable?La Silla PresidencialEn defensa de NarcisoLógica ElectoralNuestra inaceptable economíaEn memoria de Orlando MartinezDesde la Izquierda: ¡Sí, se puede!¡Elecciones del Diablo!Sueños y EleccionesAhora le toca a Hipólito27 de FebreroA mi amigo el izquierdistaAplatanando el MarxismoEsperando a DuarteLa Izquierda sólo gana si no se uneElecciones y falsos profetasNavidad de un proletarioBasta ya de las efímeras unidades de la Izquierda DominicanaEl pueblo y la Izquierda Dominicana La trinitaria: ¡Dios,Patria y Libertad!Mi última carta a LeonelCorrupto, ¿yo?Huelga y algo másDe Bonos y deuda4 % Izquierda, Recursos y PoderNo, los haitianos noEntierro de las Zonas FrancasUribe Vélez: Persona No GrataJuicio Póstumo: Trujillo en la HayaDe luto, con velas e inciensoIzquierda y Elecciones III Nuevo Curso hacia el PoderIzquierda y Elecciones II Izquierda y Elecciones IAbril ha pasado… y me pregunto:Sólo Cristo nos salvaráLas invasiones del Comando Sur de los Estados UnidosLeonel: Como PilatosEn Yola 2: Los beneficios de los viajes ilegalesVuelvo y le repito: ¡yo vivo de mis arepas!En Yola: 1 El negocio de los “viajes ilegales.”¿Quienes celebran hoy?¡Aplicando el Cristianismo!Patriotas… ¿quiénes?Cuidado: Descarados en el ExteriorCambiando burros por conejos¡Vaca muerta no da leche!La Policía y yoCuando llegue Papá La única diferencia: R en lugar de LDevaluación del VotoQuisqueyanos Valientes o Quisqueyanos Indolentes Ni el PRD ni el PLDLamento NavideñoDominicana, Mónaco o New York"El pueblo toma la justicia en sus manos."
El tiempo
Prevision del Tiempo en Santo Domingo
Encuesta
Quien sera el candidato del PRM en el 2020?
Hipolito Mejia
Luis Abinader
David Collado
No se

Ver los resultados