Miercoles 23 de Abril del 2014
Santo Domingo, República Dominicana
Buscar Noticias


Luis Jose Chavez

El Presidente y los generales retirados

El presidente de la República Dominicana dispuso el retiro de 31 oficiales generales de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional, días después de presentar su discurso de rendición de cuentas ante la Asamblea Nacional, el pasado 27 de febrero. Se trata de la misma cantidad de generales que fueron retirados en el año 2009, justo después del discurso presidencial ante la Asamblea Nacional.

Un hecho que llama la atención es que en ambas ocasiones el jefe del Estado precedió las medidas de depuración de las instituciones armadas con serios señalamientos críticos sobre la inconducta de algunos miembros de esas entidades, incluyendo su presunta implicación en actividades de narcotráfico y otros hechos criminales.

En su discurso del 2009, el mandatario dijo lo siguiente: “Advertimos, desde ya, que no nos temblará el pulso para limpiar y aplicar todo el peso de la ley a aquellas lacras sociales que con sus malas acciones empañan el prestigio y el honor de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional”.

Horas después, dispuso el retiro “por antigüedad en el servicio” de 31 generales, entre los cuales sobresalían el ex secretario de las Fuerzas Armadas, mayor general Juan Bautista Rojas Tabar y el general de brigada la Policía Hilario de la Cruz González. Entre los pensionados figuraban diez generales del Ejército Nacional, nueve de la Marina de Guerra e igual número de la Fuerza Aérea Dominicana y tres de la Policía Nacional.

El general Rojas Tabar expresó públicamente su inconformidad por la forma del retiro y reclamó que se aclarara si su exclusión estaba relacionada con alguna acción delictiva, considerando las duras expresiones del Presidente.

En su discurso de este año el presidente Fernández se refirió de nuevo a la “mala conducta” de los miembros de las instituciones armadas y aunque habló de hechos aislados, anunció la decisión de profundizar el proceso de depuración en sus filas.

Al igual que el año anterior, el gobernante dispuso inmediatamente después de su discurso, el retiro “por antigüedad” de 31 generales de diversas ramas, incluyendo a dos ex directores de la DNCD, Ventura Bayonet y Ramírez Ferreira; a los ex jefes de de la Policía, Manuel de Jesús Pérez Sánchez y Bernardo Santana Páez, y al director de la Autoridad Metropolitana del Transporte, general Rafael Oscar Bencosme Candelier.

Para quienes conocen la destreza del doctor Fernández en el manejo del lenguaje podría resultar difícil aceptar como una simple coincidencia la relación entre lo que anticipó en los discursos y las remociones de los altos oficiales.

Quedan en el aire algunas interrogantes. ¿Estaban realmente implicados tantos altos oficiales en asuntos de drogas y acciones ilegales? ¿Y así fuera, porque esperó el Presidente una fecha especial para disponer su retiro y el sometimiento a la justicia ordinaria para que pagaran por las faltas cometidas? ¿Y si solo algunos de ellos estuvieran implicados en los hechos mencionados, por qué los metió a todos en el mismo saco, condenando moralmente por igual a mansos y cimarrones?

Probablemente solo el Presidente pueda responder a estas preguntas.

Marzo 4, 2010

Otras opiniones de: Luis Jose Chavez

Basura y corrupción en la Capital dominicanaRiesgos predecibles de la sentencia del Tribunal ConstitucionalMi exclusión del PRD¡¡Dadnos las herramientas!!Barak Obama es afroamericano y no es una ofensaUna comparación impertinenteLa corrupción: entre el discurso y la realidadCuidemos el turismoLo que el país debe saber: los números del PRD y del PLDDejemos tranquilo a MiguelUna legítima rebeldía“Ay carajo, yo firmé” Danilo Medina le saca el cuerpo a los grandes temasLa seguridad ciudadana y la responsabilidad del Gobierno Retenes policiales, seguridad e imagen turística La emblemática experiencia eléctrica de Las Terrenas Un gobierno insensible y distante Un necesario desagravio a Enmanuel Esquea Guerrero La responsabilidad de Miguel Vargas ¿Es tan malo el turismo como lo pintan?Un fenómeno llamado Hipólito El “Lunes Amarillo”: el valor de una gran jornada cívica¿Caso cerrado o acto de usurpación y despotismo? El efecto MilagrosEl efecto perverso del clientelismo políticoOzama, el rio que nadie quiereLa decisión de Calderón y la Ley de Partidos PolíticosBase de un compromiso público con el municipio y el paísEstaba escritoLa convención del PRD: un desenlace predecibleLa boleta de arrastre en las elecciones del CDPA propósito de las pruebas nacionales El CDP hoy: debemos participarLos proyectos fallidos del Malecón de Santo DomingoLas ganancias inmediatas y las consecuencias no visibles del pactoRomper la trampa de las soluciones individuales*.Miguel y el PRD: Una relación de mutua desconfianza
El tiempo
   El Tiempo en Santo Domingo - Predicci�n a 7 d�as y condiciones actuales.
Encuesta
Podran derrotar en el PLD a Leonel Fernandez con tantos recursos?
Si
No
No creo
No se
Imposible!

Ver los resultados